Si esta calle fuera nuestra...

Vivir en un lugar que está justo ahí, donde todo está cerca.
Un lugar donde la gente encuentra una manera diferente de vivir la vida.
Un lugar donde todo armoniza: habitar, vivir y trabajar.

Granja Marileusa

El proyecto Granja Marileusa surgió de la convicción de que es en el entorno de la calle, un lugar de encuentro por excelencia, que la vida se desarrolla, y que debemos volver a confiar en la convivencia.

Si esta calle fuera nuestra, sería un lugar donde los vecinos son amigos, donde iríamos caminando al trabajo y siempre nos encontraríamos con gente por el camino. Un barrio con cara de barrio y en él, tendríamos el privilegio de convivir y la alegría de vivir la vida. Y seríamos más felices.